El Tarot

El Tarot es un sistema de cartas que recoge 78 láminas, llamadas ARCANOS, cada ARCANO es representación y símbolo de los diferentes atributos en los que se puede componer el Universo entero y la mente humana, porque ella por analogía es un microcosmos que encierra en su interior los aspectos que recoge el macrocosmos (Universo).
Las relaciones entre uno y otro son evidentes, de esta manera, el TAROT recoge el significado de todo lo que existe y la interpretación de sus cartas los desarrolla, no sobrando ni faltando ninguna, abarca todo el abanico de posibilidades que se ofrecen y la resumen de manera perfecta, sin repetirlas y sin olvidar siquiera una de ellas.
El mazo de cartas divide al TAROT en dos series, La serie de los ARCANOS MAYORES, que se componen de un conjunto de 22 cartas y la serie de los ARCANOS MENORES, compuesta de 56, los ARCANOS MENORES complementan el significado de los ARCANOS MAYORES, a este último conjunto se le ha llamado el camino de la sabiduría, porque su recorrido desde la primera a la carta 22, resume a su vez, las etapas por las que transcurrirá la vida de una persona, tanto en su interior como a lo que le rodea.
Hoy en día este sistema cartomántico está muy difundido y han entrado en el uso común, gracias en parte a la sugestión que saben crear las imágenes. Estas cartas fueron magistralmente interpretadas y difundidas por Oswaldo Wirth.
El interprete del TAROT no lee un texto alfabetizado sino que interpreta imágenes, que son a su vez símbolos de la magia de la lectura del TAROT, la interpretación radica precisamente en los elementos que son sus símbolos, cada carta encierra un significado preciso, pero los elementos en los que se puede descomponer buscaran una relación con el consultante y será el interprete el encargado de transmitirla.
Hay muchas maneras de consultar al TAROT, las excelentes tiradas son todas válidas para descubrir a la luz las posibilidades que ofrece su lectura, pero sin duda el lector se familiarizará mejor con una o con otra tirada, cada tirada significará un camino que hay que recorrer, si las cartas son de diferentes pasos, conducirán a la mente finalmente al objetivo de la consulta.
El TAROT viene a resumir un conocimiento basto y complejo del mundo de las ideas y de los acontecimientos.
Está comprobado que su utilización está desarrollada desde el siglo XVI en Europa y han surgido muchos autores que relacionan el arte de la lectura del TAROT con las grandes civilizaciones que hicieron su aparición en la historia del antiguo Egipto hasta los remotos países de Asia, sea cual fuere su origen abarca todo el abanico de posibilidades que se ofrecen en el discurrir de la vida, y las láminas consiguen una sencillez de representación que resumen los momentos básicos de la existencia abriendo a la vez múltiples posibilidades en su interpretación.
Cada vez que se asiste a una lectura de TAROT, esta lectura presenta una novedad y una interpretación diferente, cada consulta es distinta según sea la persona que consulta y el momento que elige para su lectura, así como puede ser diferente el motivo o el objetivo que se persiga en cada consulta.
Para situarse en condiciones de llevar a cabo la lectura del TAROT, es necesario solamente disponer de una guía que tenga el significado simbólico de las cartas y conocer el método básico que relacione con ellas al interprete y al consultante
Para desentrañar todo aquello que puede ofrecer al lector, es interesante además ofrecer el recorrido de la historia del TAROT, sus orígenes se hallan estrechamente ligados al significado adivinatorio de la Cartas
No todas las personas pueden hacer preguntas al TAROT, las personas menores podrían dañar sus mentes y las personas enfermas podrían coger una adicción.
Igualmente no toda persona está cualificada o preparada para interpretar una tirada de TAROT, porque podría dañarse ella misma y hacer daño al consultante, creándose un KARMA.

Enlace: http://www.geocities.com/encke7



Webbdesign by Cigaro